RVYCCXWSLI (1)

02 junio 2016 viajar para comer

Si te gusta probar cosas nuevas y cada vez que escuchas la palabra “viajar” te entra una un poco de ansia, este es tu post!

Todos viajamos por diferentes razones, por amor, en busca de aventura, para descubrir o descubrirse a uno mismo, para experimentar, para vivir o para comer! Sí, para comer! Y es que como decía Devorah Carter, si quieres entender una cultura, debes probarla. No hay nada como comer para conocer el alma de un lugar.

Ahora que se acerca el verano, te proponemos ampliar tu horizonte culinario en tu próximo destino! Ya que a pesar de vivir en un mundo globalizado, nada de lo que puedas cocinar o puedas pedir en el nuevo restaurante tailandés al lado de tu casa es comparable con lo que puedes comer en el país de origen.

Hay una razón por la que en cada país se come diferente, por la que todos los alimentos no crecen en todas partes. Es por la historia de cada país, por las rutas de comercio, guerras, tecnología, inmigración, cultura, vegetación, etc. Un plato puede viajar a cualquier lugar, pero hay una razón por la que comenzó en el lugar donde comenzó. Y esta historia se plasma en cada mordida.

De esta manera hemos seleccionado algunos platos del mundo, para que puedas experimentar otras culturas a través de la comida!

 

Griego: Lentejas rojas con berenjena y musaka.

Africano: Arroz Jollof con plátanos fritos.

Turco: Pollo con estofado de nueces y granada con arroz balsámico Pérsico.

Nórdico: Pastel de pescado noruego.

Sur Americano: Ensalada de quinoa con menta y mango.

Japonés: Pollo teriyaki con puerro y pimiento frito.

Europa del Este: Bistec asado con vino rojo, ciruelas y tocino.

Americano: Alitas de pollo ahumado con salsa barbacoa.

Indio: Pollo tikka masala.

Caribe: Cangrejo con ensalada de mango y aguacate.

Sin comentarios

Publica un comentario